Los Canginoles de Gualaca

Sobre el río Estí en algún momento de la historia, la lava del Volcán Barú dejó un lugar ideal para perderse. Se trata de los Cangilones de Gualaca, en la provincia de Chiriquí. Llegamos hasta aquí por recomendación de Daniel y Mariana. Ya no estaba en nuestro camino, pero nos dijeron “no pueden perdérselo” y qué bueno que les hicimos caso.
El lugar en sí mismo es precioso y los ojos de agua: deliciosos. Incluso hay una caída de unos cinco metros de altura donde los más audaces se lanzan. La vegetación es hermosa, el clima es caluroso, pero nada abrumador. Nos hubiéramos quedado más días si no hubiera sido necesario seguir el camino. Es excelente para acampar.
Hicimos fogatas y nuestra idea era pescar, pero bueno, el marcador final fue Peces 8, Humanos cero. En una caminata que hicimos dejamos las toallas, unos zapatos y la línea de pescar afuera del coche, pensábamos que el lugar era seguro. Y lo fue, pero algunos graciosos nos robaron hasta la toalla sucia…
Una noche conocimos a un ruso que nos contó que era muy difícil tramitar el pasaporte en caso de perderlo, así que en cuanto llegaba a algún lugar, le tomaba una foto y lo enterraba.
Si están en Panamá: Visita Obligada.

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>